Infierno Musical

Sunday, February 03, 2008

LA FOTOGRAFIA: DESDE EL CUARTO OSCURO DE LA PALABRA



Toda fotografía siempre representa lo que "ha-sido", y como los recuerdos y la historia siempre son histéricos porque solo existen si se los mira, es necesario pensar, entonces, que las fotos siempre nos remiten a lo que no volveremos a ser, pero también estamos conscientes que cada imagen capturada puede ser un ticket a la eternidad.

No es novedad que varios pueblos del África y las culturas amerindias pensaban que el demoníaco objeto llamado camara absorvia el alma de la tribu y expropiaba el espíritu humano encadenandoló a un pedazo de papel... esta concepción animista y sobrestimada del poder de la fotografía esta perdiendo su sentido en nuestra cultura, porque ahora en la "era de la información" nos dedicamos a coleccionar imagenes, superficies y ángulos sin pensar en el sentido evocador de lo que miramos, en los conciertos de rock ya no veo tantos encendedores, el fuego ya no es un artilugio para prender los latidos urbanos, ahora los celulares y las cámaras se encuentran hambrientas por captar la mejor pose.

A veces pienso que estamos condenados a la transparencia, y debemos luchar contra ella, entiendo que se puedan imprimir calendarios con miles de sonrisas y cuerpos perfectos, pero difícilmente alguien podrá fotografiar "el júbilo", seria interesante tener una colección de arcoiris o un catalogo de nubes, este post ahora ofrece imagenes de Sebastiao Salgado, y las diversas maneras de mirar un rostro.

La fotografía lleva siempre un referente consigo, marcados como indica Roland Barthes por la misma inmovilidad amorosa o funebre en el vientre del mundo en movimiento. Si se logra captar el punto exacto en el cual la fotografia signifique mas que una crónica plástica de las superficies y logre captar los múltiples sentidos de la imagen, se podrá romper toda certeza de tiempo y espacio porque ella nos podrá llevar a un lugar mas allá de lo cotidiano.

2 comments:

pablo said...

el lenguaje de la cámara permite comunicarse en códigos metafísicos con un árbol, con una nube o un rostro, así le puedo decir a un aterdecer que estoy triste... y éste responde a su manera...

Anonymous said...

solo para comentarte que fuiste mencionada en un post sobre literatura femenina, ahora que leo este blog entiendo por que.

www.estanteboliviano.blogspot.com

Saludos
Cristobal Zamudio